Mudanzas Decapack /

m6.jpg

Aunque hay muchos factores que influyen en el costo de un mudanza internacional, uno de los aspectos que las personas no suelen tener en cuenta es que hay distintos tipo de servicios de mudanza internacionales y cómo afecta este factor al costo total.

En general las empresas de mudanza internacional ofrecen 3 tipos de servicios. Esta diferenciación no significa que uno sea mejor que otro. Cada servicio está diseñado para adaptarse a distintas necesidades de los clientes. El personal capacitado de la empresa sabrá indicarle cuál es el que se adapta mejor a su caso en particular.

Puerta a puerta:

Este servicio es el equivalente al all inclusive del hotelería. Es el servicio más cómodo para la mayoría de los clientes, ya que luego de una entrevista o tipo de encuesta, la empresa le cotizará por un servicio que se ocupará de todo. Las empresas de mudanzas pueden ocuparse de todo el contenido del hogar, incluso los vehículos, o de parte del contenido que usted indique. En el servicio puerta a puerta no tendrá que ocuparse de empacar sus pertenencias, ya que el personal de la empresa lo hará por usted. El personal capacitado sabe muy bien cómo conviene embalar cada objeto, catalogarlo y controlar que cada cosa llegue a destino sin ninguna avería. La empresa se ocupará de transportarlas al puerto de salida, empaquetará el envío, lo cargará en un barco, camión o avión hasta su destino, harán todos los trámites de despacho en la aduana y de ingreso al país de destino. La empresa de mudanza entregará sus pertenencias en la residencia en destino, desempaquetará, ordenará y se encargará de eliminar los envoltorios usados. Algunas empresas hasta instalan los electrodomésticos donde serán usados. Por supuesto, este servicio integral es el mejor de todos, pero también es el más costoso. Si su presupuesto alcanza este servicio, contrátelo sin dudarlo.

Puerta a Puerto:

En este servicio también la empresa se encarga de empaquetar sus pertenencias, cargarlas, despacharlas por aduana y transportarlas a destino. Pero sus servicios terminan en el puerto de entrada, aunque pueden encargarse del depósito de sus pertenencias hasta que usted se encargue de los trámites de aduana para retirarlas. Luego de terminar la documentación de aduana usted se encargará del transporte hasta el nuevo hogar y desembalar y ordenar todos los objetos enviados. Es una opción elegida cuando el presupuesto no alcanza para el servicio completo, o si usted prefiere contratar por sí mismo otra empresa de mudanza del país de destino.

Puerto a Puerto:

Esta es la opción más económica. En este caso la empresa de mudanzas sólo es responsable de transportar la carga de un puerto a otro. Esto implica que usted deberá encargarse de muchos trámites aduaneros (de salida y entrada), del embalaje de sus pertenencias, de la carga y su transporte hasta el puerto. Una vez en el país de destino y sorteada la documentación aduanera deberá transportar todo el envío hasta su nueva residencia y desembalar. Es una tarea agotadora y estresante, pero puede ser una opción si su presupuesto es muy acotado o si sus pertenencias no son muchas, de tal forma que quepan en una camioneta o camión pequeño.

Más allá del servicio que elija, siempre asegúrese de contratar una empresa confiable de trayectoria, de revisar todas las condiciones del presupuesto y de hacer todas las preguntas que crea necesarias . Recuerde que mudarse a otro país es una experiencia desafiante que puede insumirle mucho tiempo, esfuerzo y es una gran fuente de estrés.

  Fuente: